Usuario nuevo

Lo que necesitas saber sobre el uso y cuidado de los lentes de contacto

Si estás a punto de comprar tus primeros lentes de contacto o recién comienzas a usarlos, te encantarán.

Por supuesto, como cualquier experiencia nueva, puede tomar un poco de tiempo acostumbrarse a usar lentes de contacto. Pero muy pronto, usar y cuidar tus lentes de contacto parecerá tan sencillo y rutinario como cepillarse los dientes todos los días.

Sigue las instrucciones de tu oftalmólogo y obtén más información a través de los siguientes enlaces.

 

Cómo colocarse los lentes de contacto

Si eres como la mayoría de los usuarios nuevos, colocarse los lentes de contacto probablemente te ponga un poco nervioso. No te preocupes, eso es normal. Pero te sorprenderás de lo fácil que es y de lo rápido que te acostumbrarás a hacerlo.

Cuando desees colocar tus lentes de contacto, asegúrate de estar frente a un espejo con los siguientes elementos a mano:

  • Jabón sin aceite para lavarte las manos
  • Una toalla para secarte las manos: los lentes de contacto pueden adherirse a los dedos mojados

Si usas lentes de contacto reutilizables que deben limpiarse y almacenarse durante la noche, también necesitarás:

Solución para lentes de contacto para limpiarlos y desinfectarlos. No uses jabón para manos ni agua del grifo para limpiar los lentes de contacto.

Recuerda: El agua y los lentes de contacto no se mezclan. Nunca debes limpiar ni guardar tus lentes de contacto en agua.

Sigue estos sencillos pasos para colocar tus lentes de contacto...

 

Consejo profesional: Manten ambos ojos abiertos mientras colocas cada lente de contacto.

Paso

1

Siempre lávate y sécate las manos primero.

Lávate siempre las manos con jabón sin aceite para evitar que se formen gérmenes en los lentes de contacto y los ojos. Sécate las manos con una toalla sin pelusas antes de manipular tus lentes de contacto.

Paso

2

Coloca suavemente el lente en la punta del dedo índice.

Asegúrate de que el lente se doble hacia arriba, como un tazón. No deberías ver roturas ni rayaduras.

 
 

Consejo profesional: Comienza siempre por el mismo lado. Como los ojos izquierdo y derecho son diferentes, los lentes de contacto izquierdo y derecho también lo son. Para evitar cambiar accidentalmente sus lentes, siempre comienza con el mismo ojo primero.

Paso

3

Coloca el lente en el ojo.

Coloca el dedo medio de la misma mano cerca de las pestañas inferiores y baja el párpado inferior. Usa el dedo índice o medio de la otra mano para levantar el párpado superior. Coloca eñ lente en el ojo.

Paso

4

¡Todo se hace en un instante!

Libera suavemente los párpados y parpadea. el lente se centrará automáticamente. Si todo se ve y se siente bien, ya está todo listo. Ahora repite con tu segundo lente.

Ponerse los lentes de contacto no debería ser físicamente incómodo. Si experimentas algún dolor durante la inserción, es posible que tu lente tenga una partícula de desechos, o que esté rayado o roto. Retira el lente, límpialo y desinféctalo con solución para lentes, e inspecciona cuidadosamente antes de intentarlo de nuevo. Si aún sientes molestias, consults a tu oftalmólogo.

 
 

Cómo quitarse los lentes de contacto

Al igual que al colocarse los lentes de contacto, quitarse los lentes puede parecer algo poco natural al principio. Pero, al igual que decenas de millones de otros usuarios de lentes, desde niños hasta personas mayores, tendrás éxito con un poco de práctica. Tómate tu tiempo y relájate. Puedes hacerlo.

Ya sea que saques los lentes o se los coloques, siempre debes estar frente a un espejo con los siguientes elementos al alcance de la mano:

  • Jabón sin aceite para lavarte las manos
  • Una toalla para secarte las manos: los lentes de contacto pueden adherirse a los dedos mojados

Si usas lentes de contacto reutilizables que deben limpiarse y almacenarse durante la noche, también necesitarás:

  • Solución para lentes de contacto para limpiarlos y desinfectarlos. No uses jabón para manos ni agua del grifo para limpiar los lentes de contacto.
  • Contact lens case

    Recuerda: El agua y los lentes de contacto no se mezclan. Nunca debes limpiar ni guardar tus lentes de contacto en agua.

Siga estos pasos sencillos para quitarse los lentes de contacto...

 

Consejo profesional: Ház el hábito de quitarte los lentes de contacto en el mismo orden en que se las colocaste para evitar mezclar los lentes izquierdo y derecho.

Paso

1

Lávate y sécate las manos.

Lávate siempre las manos con jabón sin aceite para evitar que se formen gérmenes en los lentes de contacto y los ojos. Sécate las manos con una toalla sin pelusas antes de manipular tus lentes de contacto.

Paso

2

Mira hacia arriba y abre bien los ojos.

Mantén la cabeza quieta, pero mira hacia arriba con los ojos, desliza el lente hacia la parte inferior (blanca) del ojo con el dedo índice.

Paso

3

Aprieta suavemente.

Pellizca suavemente el lente entre el pulgar y el índice. Retira el lente. Asegúrate de usar un toque suave para no dañar tu lente.

Paso

4

Deséchala o límpiala

Si usas lentes de contacto desechables diarios, puedes desecharlos en la basura después de quitártelos. Si usas lentes que se usan varias veces antes del reemplazo: quincenal o mensualmente, según el cronograma de reemplazo recomendado por tu profesional de la vista, límpialas y guárdalas de acuerdo con las instrucciones proporcionadas con la solución desinfectante multiuso para lentes. Obten más información sobre la limpieza y desinfección de lentes aquí.

 
 

Limpieza y cuidado de los lentes de contacto

Si usas lentes de contacto desechables diarios, no hay que preocuparse por la limpieza ni la desinfección en absoluto: Cada vez que te pones lentes de contacto, se trata de un nuevo par.

Las personas que usan lentes cada 2 semanas y cada mes tienen un poco más de trabajo por hacer; es muy importante, pero también es muy sencillo.

Sigue estos simples pasos con cada lente cada vez que te los quites; además, sigue cuidadosamente las instrucciones que vienen con tu solución desinfectante multiuso.

Nunca enjuagues tus lentes de contacto con soluciones de peróxido de hidrógeno ni te coloques estas soluciones en los ojos. Haz clic aquí para obtener más información sobre cómo usar correctamente las soluciones de peróxido.

Paso

1

Después de retirar el lente, cúbrelo con la palma de la mano y vierte la solución para lentes de contacto nueva sobre el lente. Las instrucciones de la solución te indicarán cuántas gotas debes usar.

Paso

2

Usa el dedo índice opuesto para frotar suavemente el lente en esta solución, nuevamente siguiendo las instrucciones de la solución.

Paso

3

Coloca el lente en su estuche de almacenamiento, cúbrelo con más solución fresca y luego cierra el estuche. Ten en cuenta que la solución no debe llenar el estuche por completo.
Siempre que no estés usando tus lentes, manténlos cubiertos en solución dentro de su estuche. Las instrucciones de la solución te indicarán cuánto tiempo deben remojarse para estar desinfectadas de manera segura.

Más consejos para el cuidado de los lentes

Manipula tus lentes de contacto con delicadeza. Son blandos y pueden romperse, así que evita que entren en contacto con las uñas o las joyas. Si un lente  se rompe, deséchelo.

Usa solo solución para lentes de contacto nuevas para limpiar y almacenar tus lentes. Esto minimiza el riesgo de que los gérmenes y otros contaminantes entren en tus lentes. Nunca uses agua del grifo, solución usada anteriormente ni saliva. La solución no debe llenar el estuche del lente.

Enjuaga tu estuche con solución para lentes cada vez que saques tus lentes para usarlos. Deja la caja destapada y boca abajo en un lugar limpio y seco. Asegúrate de reemplazar tu estuche de lentes con frecuencia, al menos una vez cada 3 meses.

Recuerda siempre usar tus lentes de contacto de acuerdo con el cronograma indicado por tu oftalmólogo; usarlos durante más tiempo del previsto puede ser perjudicial para tus ojos. Si tienes alguna pregunta sobre tu cronograma o cualquier otro aspecto del cuidado de los lentes de contacto, tu oftalmólogo es la mejor fuente de asesoramiento.

Todo sobre la comodidad

Como con cualquier experiencia nueva, usar lentes de contacto por primera vez puede parecer un poco “diferente” o inusual. Pero te sorprenderá de lo rápido que te acostumbrarás a ellos. Se necesita un poco de paciencia, pero en unos pocos días, es posible que incluso te olvides de que estás usando lentes de contacto.

Los lentes de contacto CooperVision ayudan a mantener cómodos a los usuarios con sus materiales suaves y diseños innovadores de lentes.

Puede visitar nuestra página de preguntas frecuentes para descubrir algunas de las preguntas y respuestas más comunes sobre los lentes de contacto. Además, aquí hay algunos consejos excelentes para mantener la comodidad:

  • Programa visitas de seguimiento regulares con tu oftalmólogo para mantener el uso cómodo y saludable de los lentes .

  • Adhiérete estrictamente al cronograma de reemplazo recomendado por tu oftalmólogo. Si usas lentes desechables todos los días, no los vuelvas a usar.

  • Evita el uso excesivo de los lentes de contacto. Evite las horas de uso excesivamente largo más allá del tiempo de uso normal que te recomienda el oftalmólogo, y no uses los lentes durante la noche mientras duermes, a menos que te lo indique el oftalmólogo.

  • Las gotas humectantes/lubricantes pueden ser útiles si el ambiente está seco (baja humedad, particularmente en habitaciones sobrecalentadas durante el invierno). Consulta a tu oftalmólogo antes de usarlas.

  • Durante el uso prolongado de dispositivos digitales, toma descansos frecuentes y cortos. Concentrarse en una pantalla de computadora o en un dispositivo portátil puede hacer que parpadees menos y causar sequedad temporal del lente.

  • Inserta los lentes antes de usar lociones, cremas o maquillaje de ojos.

  • Si estás usando lentes de contacto reutilizables (p. ej., reemplazo mensual o cada 2 semanas), sigue estrictamente los procedimientos recomendados de cuidado de la solución de desinfección y limpieza.

Si tus lentes se sienten incómodos o irritantes, o tu visión no es clara, habla con tu oftalmólogo para obtener la ayuda que necesitas.

Beneficios del estilo de vida

¿Cómo mejoran tu estilo de vida los lentes de contacto CooperVision? Ofrecemos una amplia gama de productos que pueden abordar casi cualquier necesidad de corrección de la visión y ayudarte a vivir de manera brillante. Desde deportes hasta viajes y dispositivos digitales, nuestros lentes de contacto ofrecen la libertad, comodidad y conveniencia para cualquier estilo de vida que lleves.